Pueblos de Yucatán piden se les consulte e informe sobre Tren Maya

Cerca de 44 representantes en Yucatán de pueblos originarios marcharon para pedir que se les consulte sobre la instalación de los llamados megaproyectos, entre los cuales se encuentra el Tren Maya, ya que consideran que por lo pronto nadie los ha tomado en cuenta sobre esa obra.

Un grupo de aproximadamente 200 personas, procedentes de diferentes puntos de la entidad, tomaron las calles de Mérida para exigir a las nuevas autoridades federales, que tomarán posesión el 1 de Diciembre, que escuchen su opinión, ante la propuesta de instalar mega proyectos en diferentes puntos de su territorio maya.

Acompañados por el equipo de la agrupación civil Indignación A. C. y otros miembros da la sociedad civil organizada, los manifestantes se movilizaron desde los barrios de La Mejorada, San Juan, Santa Lucía y Santiago para fijar su postura. Con mantas, pancartas y consignas se dirigieron a la Plaza Grande de Mérida y ahí leyeron en lengua maya y en español su posicionamiento dirigido a las autoridades de los tres órdenes de gobierno.

En ese manifiesto consideraron que hasta ahora, se han violado sus derechos como miembros de pueblos originarios, ya que indicaron que no se les ha tomado en cuenta ni realizado consulta alguna para la aprobación de diferentes mega proyectos en sus comunidades.

Fustigaron que actualmente las consultas que se desarrollado en los territorios originarios fueron “hechos a modo, sin voluntad o buena fe”. También sostuvieron que estos mecanismos no se realizaron con la suficiente información.
Demandaron que al pretender desarrollar los distintos proyectos en poblados indígenas, es necesario incluir la participación de sus habitantes, con el objeto de que se les explique la forma en que las comunidades podrían salir beneficiadas.

Pidieron que esos mecanismos también incluyan al Tren Maya, pues expresaron que pasa en el territorio indígena impactando de manera directa a estas comunidades originarias.

“El tren Maya cabe entre todos los proyectos que deben ser consultados, como los eólicos y fotovoltaicos”, sentenció Martha Capetillo Pasos, integrante del Equipo Indignación en Yucatán.

La activista apuntó que en muchas ocasiones estos megaproyectos se hacen despojando a los pobladores de sus territorios, mediante acciones de compra y venta en condiciones desventajosas para los propietarios y señalaron que esta obra no puede hacerse sin preguntar qué impactos tendrán.

 

SUN



Fuente: by [author_name]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *